• Es originaria de Cataluña (España). En esta zona, desde hace muchos años, en los núcleos rurales han sido características unas gallinas de pequeño tamaño conocidas por distintos nombres populares. Siempre han sido muy apreciadas por su gran aptitud materna.

• Es un ave pequeña, vigorosa, elegante y de temperamento vivaz.

A principios del año 2000 se inicio su recuperación y selección.

MORFOLOGÍA DEL GALLO

Cabeza: Mediana.

Cara: Ligeramente recubierta de filoplumas y de color rojo.

Cresta:  Mediana, derecha, sencilla, con cinco dientes, el lóbulo ligeramente separado de la nuca y roja. El lóbulo frontal empieza donde el pico y lo cubre hasta la mitad mientras forma la curva que asciende hacia el dentado.  Con  apéndices laterales en el lóbulo posterior (clavel).

Barbillas: De longitud mediana, redondas y rojas.

Orejillas: Mas bien grandes, ovales y blancas, aceptándose que estén bordeadas de rojo.

Ojos: Más bien grandes, vivaces y con el iris de color anaranjado.

Pico: Más bien largo y algo curvo. De color blanco a córneo oscuro según la variedad.

Cuello: de longitud mediana, arqueado en la nuca y algo inclinado hacia delante.    Con esclavina que cubre los hombros.

Tronco: Más bien corto y ancho.

Dorso: Más bien corto y ligeramente inclinado hacia la cola.   

Pecho: Ancho, prominente, redondeado y llevado alto.

Abdomen: Moderado.

Cola: Más bien larga, semiabierta y llevada entre 40º y 50º respecto a la horizontal. Con las hoces grandes largas y bien arqueadas. Las timoneras no deben sobrepasar las hoces grandes. Las hoces pequeñas no son abundantes y entre ellas son visibles las timoneras.

Extremidades

Alas: Proporcionalmente grandes y largas, se dirigen oblicuamente hacia abajo sin sobrepasar la articulación del tarso con el muslo. Con los extremos redondeados que tienden a encontrarse por debajo de la cola, aunque no deben hacerlo.

Muslos: De longitud mediana, cubiertos parcialmente por las plumas del abdomen, y algo tapados por las alas.

Tarsos: De longitud mediana, desnudos y terminados en cuatro dedos. De color blanco, pudiendo resultar algo ennegrecido en la variedad negra moteada.

MORFOLOGÍA DE LA GALLINA

Como el gallo exceptuando las diferencias debidas al sexo. La cresta es derecha.

VARIEDADES DE COLOR

Aperdizada dorada moteada de blanco

Gallo: El color base es pardo dorado sin trazas de otro color. Deberá tener distribuido en todo el cuerpo unas plumas con terminaciones blancas, precedidas de una marca negra.  Su distribución ha de ser  regular, ofreciendo un aspecto moteado, lo mas uniforme posible.

La esclavina y los caireles son dorado oscuro.

En los individuos de segundo año el punto de blanco se agranda.

Gallina: El plumaje de conjunto es como el del gallo, pero las marcas blanquecinas del moteado deben tener una distribución mucho mas regular y precisa.

Negra moteada de blanco

Gallo: El conjunto el plumaje es negro moteado de blanco. El moteado debe estar repartido uniformemente sobre todo el cuerpo y también en el pecho, las coberteras de las alas y los muslos. No deberá aparecer rastro de plumaje de otros colores.

En los individuos de segundo año el punto de blanco se agranda

Gallina: El plumaje de conjunto es como el del gallo. El moteado debe de estar repartido lo más regularmente posible des de la cabeza a la cola. 

En esta variedad los tarsos en gallo y gallina son más bien blanquecinos con manchas negras.

No obstante, el estándar admitirá nuevos colores reconocidos y perfectamente definidos, siempre que sean moteados de blanco. 

Plumaje: De plumas largas y ceñido.

Huevos: Alrededor de 38 gr, con cáscara blanca o crema claro.

Peso: Gallo de 0,85 a 1,05 kg – Gallina de 0,7 a 0,9 kg.

Diámetro de las anillas: Gallo 14 – Gallina 12.

DEFECTOS GRAVES

Tarsos amarillos, orejillas totalmente rojas, cola en forma de abanico.  Presencia de un moteado impreciso con manchas o zonas con demasiada extensión de blanco o demasiado poca.